flickr_2 sorting_options_flled-512

20061204

Tokyo Zonbi!!!!

Citaya Collectables Movie Flyer Scan

¿Puede una bizarra película protagonizada por Tadanobu Asano con el pelo a lo afro, rodeado de cientos de muertos vivientes, zombies vampiros y zombies luchadores de catch, con secuencias delirantemente gore, y con ese típico humor absurdo japonés que tan buenos ratos nos ha hecho pasar antes, ser aburrida?

Si me hubieran hecho esta pregunta hace tiempo hubiera dicho que era imposible, que seguramente sería una de las películas del año…
Pero me temo que "Tokyo Zonbi" no lo es.

Es más, a parte de algunos hallazgos argumentales divertidísimos en la primera media hora de película, la cinta resulta una tediosa sucesión de escenas absurdas, en una mezcla de distintas tradiciones humorísticas y terroríficas que difícilmente encajan entre sí, llevadas a cabo en un ritmo tan lento y calmado que consigue momentos de auténtico sopor. Pero…

El delirio empieza con el argumento. Fujio (un callado japonés bastante cortito, oculto bajo una enorme mata de pelo a lo afro) pasa sus horas de trabajo entrenando en las artes marciales con su compañero y maestro Mitsuo (de brillante calva, contrapunto perfecto para formar la pareja cómica ideal), un "experto" en Jiu-Jitsu. Pero un día el jefe les engancha haciendo el tonto y acaba apalizando al maestro. Fujio, novel en la lucha y torpe en lo cotidiano, acaba matando al jefe de un golpe de extintor.

(Imaginen todo lo ridícula que puedan esta escena, y acertarán)

Para deshacerse del cadáver, hacen lo que hace todo el mundo que tiene cadáveres de los que deshacerse en ese multicolor Tokyo futuro: echarlo a esa gigante montaña de basura que ha nacido a las afueras de la megalópolis (conocida habitualmente como "Fuji Negro"). Allí, entre mucha otra gente que entierra a gente, Fujio reconoce a un antiguo profesor que está enterrando a un muchachito al que muy probablemente ha violado. Esto provoca un nuevo arranque de ira de nuestro protagonista… que con éstas, ya tiene otro cuerpo que enterrar…

Aún están los protagonistas discutiendo a golpes si ese profesor abusó de Fujio de niño o no, cuando los cientos de cadáveres enterrados por allí empiezan a levantarse y a comerse a sus enterradores.

A partir de este momento, en vez de convertirse en una película de infección zombie, la acción se convierte en una estúpida road-movie de dos tontos tontísimos que huyen de los zombies y de sus responsabilidades. Y más cuando rescatando a una chica, Mitsuo es mordido y decide tirarse desde un puente antes de caer en enfermedad (por eso, y por un cáncer que cree que tiene porque casi obligó al doctor a diagnosticárselo)

Ese suicidio, que va contra todas las reglas del género, es la primera ruptura de las leyes de lo previsible; pero a partir de aquí, todo se convierte en una especie de película post-apocalíptica en la que Fujio, años después de los incidentes en el "Fuji Negro", se dedica a probar sus técnicas de combate en un espectáculo de gladiadores contra zombies para viejas ricachonas en una de las ciudades libres de muertos vivientes de Japón…, para mantener a la chica (que desde que la rescataron no deja de llamarle imbécil; con razón, claro) y a la hija de ambos (que, como única persona normal, desde que nació no ha dicho una palabra ante tal espectáculo).

Tenemos así a un luchador decepcionado de la vida que lleva, incapaz de ser vencido, adorando aún a su maestro (en una clara afiliación homoerótica), odiando a muerte a su mujer (afianzando la tendencia homosexual) y a punto de huir a Rusia (que es donde se lucha de verdad, según Mitsuo…). Además tenemos una ciudad llena de pervertidas señoras que disfrutan viendo masacres, un tiránico dueño del circo que acosa (más claro, el agua) a Fujio, y una banda de forajidos a lo Mad Max que quieren asaltar la ciudad (cuyo líder es un adicto al refresco "Calpis", que parece que se podría traducir como "semen")…

Ah, y algún triste zombie que es aplastado en la arena de lucha.

Si a todo eso le sumamos una impostada factura de serie Z (zetísima), una incontrolable misoginia latente en la propuesta, algo bastante común en anteriores trabajos del director (guionista habitual de Miike) pero llevada a extremos absurdos en esta historia de amor (porque sí, lo acaba siendo), y algunos gags incomprensibles para el público occidental (a parte de un humor demasiado japo), ¿qué la hace interesante?

Lo primero la pareja protagonista. Y Asano especialmente. Un papel en el que confirma una vez más que es uno de los mejores actores del momento, un artista capaz de meterse en cualquier papel por bizarro, estúpido e inaccesible que parezca. Su cara durante toda la película es un magistral poema silencioso.

También es interesante el apartado visual. Una colorista fotografía que choca frontalmente con la temática zombie, pero que encaja en la nueva hornada de cine independiente japonés nacido de la generación de la TV. Luz limpia, y clara en la que el horror proviene de lo extraño y de la perversión pop de lo colorista.

Pero lo mejor de todo es el conjunto. Lo estúpido, infumable, increíble y absurdo que es todo. Lo mal que van encajando los diferentes estilos dentro de lo que parece ser una comedia terrorífica, hace de esta película una digna curiosidad cinéfaga. Ver cómo el slapstick mudo se enfrenta a la comedia soez, ver cómo el cine de horror impacta contra el humor surrealista, ver como el cine de autor se ridiculiza en forma de parodia, de comedia anárquica llena de humor negro. Cómo la comedia romántica se mezcla con el gore...

Y todo pasado por un pequeño tamiz naïf, que convierte todo el conjunto en una película capaz de dejarte con los ojos muy abiertos en ocasiones, y con una carcajada cafre en la boca en otros.

Otra rareza para la colección!


__________

y2_2

13 comentarios :

madmax dijo...

Ya sabe de mi afición por este tipo de películas... pero no deja nunca de sorprenderme.
Tengo que hacer un hueco en mi agenda para "reseñar" varias películas "orientales" que he visto recientemente, pero no hay tiempo para todo.
Esta me la apunto, para las futuribles de la mula.

ifrit dijo...

http://en.wikipedia.org/wiki/Calpis

kuroi yume dijo...

Ifrit: Gracias por la anotación. Si ves la película, entenderás que entre tanta homoerótica, un chiste sobre adictos al refresco de leche que acaban a manguerazos es hasta lógico...

Max: tú tranqui, que tienes ya como para hacer un blog tu sólo... jejejeje

El Tete dijo...

Ay, con lo que mola Asano... Bueno, todos los grandes han hecho alguna que otro bodrio.

Higronauta dijo...

No tenía noticia alguna de esta cinta, pero corro presto a por ella, una vez halla visionado, por fin, The Host.

kuroi yume dijo...

Asano, la verdad es que sigue molando. Hace un auténtico papelón (ridículo, pero papelón), como siempre...

Higro sensei, espero que deje pasar un tiempo prudencial entre la magistral "The Host" y el divertimento de "Tokyo Zonbi". El contraste puede ser muy duro.

freddyvoorhees dijo...

Urf, pues ahora me he quedado con las ganas de verla, a mi me la tildaron de infumable y decidí sacrificarla en Sitges el último dia, que creo que formaba parte de una sesión cuadruple donde tb andaba Executive Koala (ésta no puedo morir sin haberla visto, caguen diez!)... en fin, a ver si puedo recuperarla en el futuro...

dr.benway dijo...

Otra pendiente para visionar y van...

Pol dijo...

Menuda macedonia...o empacho o culto...Habra que verla...

Enhorabuena por la reseña de hace algunos dias a "Heroes". Tras visionar todo lo emitido en USA de House, Lost(Perdidos) y Prison Break...y tras sondear primeros capitulos de nuevas series a deborar desde mi exilio britanico (Supernatural, OZ) y a la espera del descargar los primeros de Jericho...la elegida ha sido..."Heroes". Como muy bien dices, lo arriesgado se encuentran en las series "capituladas", largometrajes por fasciculos donde bajo una premisa atractiva se teje una trama en la que no finaliza en cada capitulo...Heroes supone una vuelta de tuerca a los mutantes de la Marvel, por ejemplo, pero basandose en la idea de que los seres humanos solo usamos un 10% del potencial cerebral...¿Que pasaria si hubiese gente que tuvisen la capacidad de potenciar esa parte inactiva?

Tras dos capitulos y a la espera de descarga de los restantes 8 capitulos emitidos desde septiembre en USA...Puedo adelantar que yo y mis compañeros de casa, nos vamos a enganchar...;)

Un saludo!!

kuroi yume dijo...

freddyvoorhees: Yo estuve en ese maratón y fue infernal... No pude con el final de la primera, e indignado me fui a dormir. Sólo me queda por ver "Executive Koala", pero la gente de CineAsia me comentaron que no era gran cosa. Ya veremos.

Dr.: Bueno, digamos que yo también tengo una lista con sus descubrimientos. Deuce, quizás!

Pol: Un saludo, caballero! Cuando la vea ya comentará... Sólo ha visto 2 capítulos?, ya verá, ya verá...

Alex dijo...

Cuando despliega sus conocimientos sobre cine japo, Sr. Yume, de veras que me siento como un pikachu frente a Godzilla.

Ni idea, que ya sabe que sobre manga mis carencias son abrumadoras. Pero con curiosidad por verla si algún día surge la ocasión... Como surgió no hace mucho, cuando pude ver "Steamboy" en el plus. No es que me disgustase, solo le diré que "Akira", "Porco Rosso" y "La Princesa Mononoke" siguen siendo mis pelis favoritas del género.

freddyvoorhees dijo...

Un amigo mio se quedó a todo elmaratón 8aunque se quedo grogui algun rato por lo que me comentó) y salió cantando las alabanzadas del Koala... pero claro, estaba tan megamotivado con la peli que creo que era imposible que no le molase!

JohnTrent dijo...

Esta tengo que conseguirla. Hay tantas bizarradas de este tipo que me quedan por ver...