flickr_2 sorting_options_flled-512

20070809

apuntes. un movimiento que es una vida.

eastwood

el movimiento empieza a espaldas de un niño, toca una flauta mientras es llevado en una carretilla por otro niño. la cámara y el niño llegan a moverse paralelamente momentos antes de perderse entre la ropa tendida.

el movimiento sale de entre la ropa y descubre (paralelamente) a un joven que toca un saxofón. El movimiento continúa, pero hemos dejado atrás al joven. y la imagen empieza a vaciarse. y a volverse negra. sabemos que morirá (y quién no).

del negro surge la síntesis de la vida: un oscuro bar donde Charlie Parker da un recital. y cada vez que existe la música de Parker, el movimiento continúa, y la vida no cesa.


__________

marc2_1

7 comentarios :

Deblin dijo...

Yo no he visto esta peli de Eastwood, me la recomienda?

marc dijo...

por favor, no pierdas un segundo más.

un saludo.

Liliana dijo...

Eastwood no es de mis directores predilectos, pues considero que tiene un doble discurso. Sin embargo, Bird es una maravilla. Creo que se debería haber quedado con esta peli, y las demás... haberlas dejado en proyecto (ya sé... ya sé... no me caigan a golpes, es mi humilde opinión);)
Me gusta muchísimo este nuevo estilo tuyo.
Un abrazo.

kuroi yume dijo...

A mí también me gusta mucho.

Ya lo hablaremos, pero de aquí puede salir una sección muy interesante.

(y "Cartas desde Iwo-Jima", por citar la última, me parece de un dominio de los sentimientos magistral)

ice dijo...

genial película...

Hombre Lobo dijo...

Hace tiempo leí a alguien que se preguntaba cómo era posible que Eastwood, con cada género que tocaba, creaba un clásico de ese género.

En todo caso, enhorabuena por su regreso, señor Jardí.

Y "Cartas de Iwo Jima", ¿para cuándo?

Liliana dijo...

"Cartas de Iwo Jima" es el mejor ejemplo de que Eastwood borra con el codo lo que escribe con la mano. Tan sensiblera la escenita del soldado norteamericano prisionero y herido... y los recuerdos del japonés en sus días de ocio en el gran país del Norte...
No voy a negar que es una película que me atrapó al comienzo, pero como siempre me pasa con Eastwood, entro con la esperanza de que no trastabillee... Y siempre hace lo mismo... Ahhh!!!