flickr_2 sorting_options_flled-512

20160928

Ilusiones Cortas LIV: HYPER-REALITY (Keiichi Matsuda, 2016)



Por el Sr. Forfy

La Realidad Aumentada (RA) vive sus días de vino y rosas gracias a Pokémon GO. Nos reservamos un pequeño artículo en Mundo Alocado para dentro de nada pero vamos a subrayar una cosa: es la primera aplicación de RA que ha supuesto un éxito de masas absoluto y sin concesiones, que ha llevado el concepto a lugares insospechados (tu abuela preguntándote por la caza de bichos esa que dan por la tele). Sí, hay mucho de serpiente de verano en toda esa atención mediática tan artificial pero es indudable negarle ciertos logros que se ha ganado a pulso. Veremos mil derivaciones de esa aplicación y veremos como poco a poco se instauran mas capas que nos permitan separarnos virtualmente de esa Realidad™ que tanto nos molesta a veces. Y lo veremos de forma (más) normalizada porque en el verano de 2016 ya hemos visto a trillones de personas de todo pelaje quedándose paradas en medio de ninguna parte y haciendo ese movimiento de dedo tan característico contra la pantalla del móvil.

Vamos a echar un vistazo ahora a lo que nos depara el futuro siguiendo nuestra filosofía tecno-catastrofista a lo Black Mirror. En HYPER-REALITY, cortometraje de Keiichi Matsuda, la cosa va de capas, de sepultar la Realidad™ en una pesadilla de interfaces. El final del corto es una síntesis de algo que seguramente nos tenga acojonados en el futuro [1] pero lo que nos ha dado verdadero pavor es toda la parte anterior: el funcionamiento (normal, cotidiano) de ese entramado que monitoriza nuestra existencia. Esa telaraña que vamos a asumir con gusto dentro de nada pero que, da igual como lo intente, no puede enmascarar lo que tiene por debajo.



[1] Que es algo que ya nos tiene acojonados en el presente: el robo de nuestra identidad virtual. Sin embargo, aunque el hackeo a tu cuenta de Facebook sea una jodienda de las grandes no puede impedirte ir a comprar el pan o salir a dar una vuelta por el barrio. De momento.




No hay comentarios :