flickr_2 sorting_options_flled-512

20161211

etdc (XLIV): Cinecartografías del Horror Ibérico pt.1


Cavan: El demonio siempre trata de imitar a Cristo, es el reverso oscuro de Dios, si el templo de Dios es una cruz, el de Satán tiene que tener esta forma. Bueno, pues lo tiene delante.


Navarra en Accion Mutante

Guipuzcua en El Día de la Bestia

Madrid en El Dia de la Bestia

Madrid en El Dia de la Bestia

Madrid en la Comunidad

Navarra en Las Brujas de Zugarramurdi



RELATO CINECARTOGRÁFICO



Vamos a localizar un escenario para dar profundidad y atractivo a un guión. ¿La elección se deriva de la idea del guionista, de lo que hay escrito, con algún tipo de preconcepción que limita la creatividad de los directores de arte y escenografía, pero que debería hacer el resultado más compacto? ¿O la elección se puede hacer desvinculada del guión, previa o posterior a la escritura, pero enfocada a la expresión de cosas nuevas, con más capas y más sensibilidades? Pues en cierta medida depende del director y de su capacidad para aglutinar a su alrededor gente con un mismo objetivo. Pero también puede depender de la época en la que le ha tocado nacer a la obra artística. Me explico:

Un caso paradigmático de la primera tesis es Álex de la Iglesia. Sólo mirando sus películas, se puede trazar una linea clara del viaje interior del director desde escenarios del Pais Vasco, hacia una evidente etapa de enamoramiento por la ciudad de Madrid, pero siempre con la mirada puesta en un cierto camino de vuelta a su tierra. De sus primeras incursiones de cine guerrillero como Acción Mutante (1993), rodada mayormente en Bilbao (aunque su localización más célebre son las Bárdenas Reales de Navarra como Planeta Axturias), a su salto al común de la cultura popular con El Día de la Bestia (1995) que es ya en sí misma un viaje desde Nuestra Señora de Aranzazu, donde el padre Berriartúa, en la primera escena de la cinta, presenta sus cábalas apocalípticas por primera vez antes de dirigirse a Madrid, haciendo célebre el edificio Carrión de Callao, al colgar de su cartel de Schweppes a Santiago Segura, para detenerse en recodificar el significado profundo de ese pozo de maldad real que son las Torres Kio, en la Plaza de Castilla, dejando la última escena para el Angel Caído del Retiro, por supuesto. Tiempo después, cerca de allí, en el mismísimo centro de la capital española, de la Iglesia imagina y rueda los interiores de ese brutal antro de inquina vecinal que es el edificio de La Comunidad (2000) cuyos exteriores son evidentes desde el número 16 de la Calle de Alcalá, más conocido como el Banco de Bilbao Vizcaya, y donde el vórtice de lo que es el Mal encuentra un punto de escape, de la misma forma que Jaume Balagueró lo podrá hacer en el edificio Cedimatexsa de Barcelona en [Rec] (2007). Pero de la Iglesia termina por hacer el camino de retorno a tierras vascas en ese viaje lisérgico y autodestructivo que es Las Brujas de Zugarramurdi (2013), donde tiene la oportunidad de alejarse al fin de la Puerta del Sol madrileña, donde sucede la primera escena de la película, para acabar de nuevo en Navarra, en esta ocasión en los bosques del municipio de Zugarramurdi.

Pero, ¿existe una mitología escenográfica identificable en el horror ibérico más allá de los fetichismos y recursos de repetición por comodidad y creencia personal de Balagueró y de la Iglesia? ¿Podemos hacer un viaje a vista de pájaro por esos mismos territorios, pisando escenarios que forman parte de la historia del Cine, por los que es posible que pasemos todos los días pero no reconocemos su magia en el mundo real, para detectar cuáles eran los intereses que llevaron a los equipos técnicos a usar esas localizaciones?

Probemos. Partimos de la Isla de Almanzora, escenario de ¿Quién Puede Matar a un Niño? (1976), que se rodó en el pequeño pueblo de pescadores de Fornells, al norte de Menorca. Es difícil de reconocer por el paso de los años, pero esa iluminación de fotograma quemado y sobreexpuesto nos lleva a las Baleares de los años 60 de inmediato. En todo caso, Chicho Ibánez Serrador arranca su película en Sitges, como bien apunté en el Especial Sitges 2016 de en tierras de cine. En el mismo lugar en el que sucede la escena final de The Day of the Triffids (1962). luego podemos ir saltando por los escenarios balagueronianos de Tarragona con su Sanatori Marítim Antituberculós de Sant Joan de Déu, en el Vendrell, su Hospital del Tórax de Terrassa, ahora convertido en ciudad de la industria audiovisual, o el ya mítico Cedimatexsa de la Rambla de Barcelona, lugares en los que ya me extendí en Los Territorios del Miedo. Pero Barcelona, por supuesto, tiene más de esos territorios ganados al imaginario. Nos podemos detener, por ejemplo Segon Origen (2016), esa adaptación de la novela Mecanuscrito del Segundo Origen, iniciada por Bigas Luna y finalizada por Carles Porta a su muerte, en la que se dedican recrear a través de la tecnología digital una Barcelona apocalíptica a través de imágenes de los grandes iconos de la ciudad, como el Arco del Triunfo, o el mismísimo estadio Camp Nou, semi destruido pero en el que (por supuesto) todavía aguantan las porterías con el fin de permitir al protagonista unos chutes.


Barcelona en Segon Origen 2

Barcelona en Segon Origen


En unos cuantos saltos hemos visitado un montón de mitos infecciosos, en los que casi es más importante dónde se cuenta, que lo que en realidad se narra. En todo caso, parece evidente que los guiones de todas ellas se hicieron con las localizaciones ya en mente, ya sea para generar más capas, o para aprovecharse de la magia de los propios escenarios.

En la próxima entrega de cinecartografías del horror ibérico visitaré los escenarios que hicieron célebre al más célebre de nuestros directores de género, y daré algunos rodeos para pisar las ruinas más interesantes que se pueden ver en los fotogramas de la mejor serie B (y Z) del horror patrio de los 60 y 70. Y puede que incluso aparezca Humberto Lenzi. Ya veremos.



FICHA TÉCNICA

Nombre del lugar: Planeta Axturias.
Visitantes: -
Fecha de la Visita: 2012
Situación: -
Dirigido por: Álex de la Iglesia.
Dirección de Fotografía: Carles Gusi.
Dirección de Arte: José Luis Arrizabalaga.
Año: 1993

Nombre del lugar: Nuestra Señora de Aranzazu.
Visitante: Ángel Berriartúa (Álex Angulo)
Fecha de la Visita: Diciembre de 1995
Situación: Guipúzcua
Dirigido por: Álex de la Iglesia.
Dirección de Fotografía: Flavio Martínez Labiano.
Dirección de Arte: José Luis Arrizabalaga.
Año: 1995

Nombre del lugar: Madrid.
Visitante: Ángel Berriartúa (Álex Angulo)
Fecha de la Visita: Diciembre de 1995
Situación: Madrid, España
Dirigido por: Álex de la Iglesia.
Dirección de Fotografía: Flavio Martínez Labiano.
Dirección de Arte: José Luis Arrizabalaga.
Año: 1995

Nombre del lugar: Madrid.
Visitante: Julia (Carmen Maura)
Fecha de la Visita: Actualidad
Situación: Madrid
Dirigido por: Álex de la Iglesia.
Dirección de Fotografía: Kiko de la Rica.
Dirección de Arte: José Luis Arrizabalaga.
Año: 2000

Nombre del lugar: Zugarramurdi.
Visitante: Jose (Hugo Silva), Antonio (Mario Casas)
Fecha de la Visita: Actualidad.
Situación: Navarra
Dirigido por: Álex de la Iglesia.
Dirección de Fotografía: Kiko de la Rica.
Dirección de Arte: José Luis Arrizabalaga.
Año: 2013

Nombre del lugar: Barcelona.
Visitante: Alba (Rachel Hurd-Wood), Dídac (Ibrahim Mané)
Fecha de la Visita: Actualidad alternativa.
Situación: Catalunya
Dirigido por: Carles Porta.
Dirección de Fotografía: Albert Pascual.
Dirección de Arte: Gemma Fauria.
Año: 2015



yume

No hay comentarios :